Si buscas... encuentra

18 de julio de 2010

El botón del pánico en Facebook. Protección de la Generación TICtac

Parece que por fin Facebook ha llegado a un acuerdo con la CEOP  (Centro de Protección Online de Menores británico) para incluir un botón de denuncia en la famosa red.

La funcionalidad básica será que los menores adolescentes puedan ponerse en contacto de una manera sencilla con los responsables de Facebook y con las autoridades ante una situación de abuso. Hasta aquí una gran idea que ya otras redes sociales llevaron a cabo (como Bebo o MySpace según la noticia de Elmundo.es) pero... ¿realmente el modo elegido por Facebook para utilizar este "botón" es el ideal?


Ante todo quiero dejar claro mi optimismo porque el gigante de Internet haya, cuanto menos, pensado y aceptado el acuerdo. De hecho, el sólo hecho de la presencia del botón podrá cohibir a más de uno (sobre todo en temas de ciberacoso) lo que ya significa un gran paso en el modelo de protección. Sin embargo, este tipo de acciones no deja de ser una solución a medias por parte de la compañía de Zuckerberg:

El botón estará disponible sólo para los menores británicos ¿qué pasa con el resto de adolescentes? ¿no hay pederastas o ciberacosadores en otros lugares del mundo?

Pues alguna de las respuesta sobre seguridad en castellano pueden leerse aquí... "Si resides en el Reino Unido..."

Por otro lado, ¿os acordáis del famoso Facebook Safety Advisory Board? ¿Qué han hecho hasta el momento? En su apartado dentro de FB sólo podemos leer qué es, pero no qué hace.

Siguiendo con el tema del botón del pánico, Facebook apuesta por incluirlo a través de una aplicación... es decir, que el menor ha de entrar en la aplicación, aceptar la instalación... etc. Sí, harán una campaña para que lo instalen... pero... si (supuestamente) Facebook sabe quiénes son menores ¿por qué no instalarlo por defecto y ofrecerlo al resto de usuarios con dicha campaña?

Aplicación CEOP

Muchos padres y educadores afirman que la Generación TICtac no lee las condiciones de uso, que no sabe dónde pinchar para evitar que todo el mundo vea sus fotos... Entonces, si nuestros niños, en muchas ocasiones, no tienen nociones de seguridad o privacidad en la Red ¿cómo hacer que instalen dicho botón? Y... ¿qué pasará con aquellos que lo instalen fuera del país de uso? ¿Habrá acuerdos entre los centros de seguridad de los diferentes países para comunicar los hechos?

Siento ser crítica con estas opciones de seguridad. Paso a paso iremos consiguiendo concienciar a la sociedad, pero un problema global debería tener una respuesta igualmente global para que sea efectiva y, ahí, el consejo de seguridad creado por Facebook, donde están incluidas diferentes organizaciones de ámbito internacional, tiene mucho que decir.

17 de julio de 2010

Informe "Generación 2.0" de la UCJC. Definiendo a la Generación TICtac

Generación 2.0 es un informe realizado por la Universidad Camilo José Cela a través de aproximadamente 7.000 encuestas a escolares de ESO y 1º de Bachillerato en todo el país. El objetivo de estudio es comprobar el uso, los hábitos y la iniciación en redes sociales por parte de preadolescentes y adolescentes.


Así, el 78% de los encuestados reconoce utilizar las redes sociales, y, aunque en el resumen ejecutivo no observamos la distribución etaria, podemos hacernos una idea con el siguiente gráfico donde se les pregunta cuánto tiempo llevan usando las redes:
Como podemos ver, los estudiantes de 1º de ESO son usuarios activos y en un 17% desde hace más de tres años. Esto no tendría importancia alguna de no ser, que en este curso los alumnos tienen entre 12 y 13 años y la edad de acceso a las redes en España se sitúa en los 14 años.

Este dato nos lleva a la misma duda de siempre... ¿es necesario controlar por edad el acceso a las redes sociales? ¿es efectivo ese control (los datos hablan)? ¿saben los adolescentes qué se pueden encontrar en la Red? Parece claro que esta forma de comunicación es intrínseca a la razón de ser de los estudiantes, entonces ¿no será mejor dejar de prohibir y comenzar a educar en el uso? Está claro que las normativas no sirven de mucho, así que sólo queda un camino. 


En cuanto a su red social preferida, no cabe duda, en nuestro país Tuenti es la más utilizada para comunicarse entre iguales, con un 80% según este estudio. Sin embargo, en la distribución por Comunidades Autónomas es importante resaltar el cambio de hábitos en Cataluña. En dicha Comunidad el 75,2% prefiere Facebook y 15% Fotolog.

¿Y por qué este cambio de hábitos? Mientras mucho se ha hablado del tema idiomático e incluso nacionalista, en el blog de Alianzo podemos encontrar otra razón "la mayor fuerza que en su momento alcanzó en Cataluña otra red social, PatataBrava, que en su momento era el principal competidor de Tuenti. Esta web ha ido perdiendo importancia, pero como ya Facebook había alcanzado mayor presencia en España, los jóvenes catalanes la han sustituido por la red norteamericana y no por Tuenti."

Con todo, la preferencia no marca de igual manera el porcentaje de uso, ya que aproximadamente un 50% de los encuestados también posee un perfil en Facebook. En este punto hay quien afirma que la introducción adolescente en Facebook se debe al uso de juegos de sociales ya que Tuenti incorporó esta función mucho más adelante.


¿Las razones de uso? Evidente: para el contacto con amigos como puede verse en el siguiente gráfico:
¿Y qué hacen? Las fotografías ganan la batalla:


Un punto muy importante, y que tiene que ver con el modelo de privacidad que los adolescentes deberían anotar, es el número de contactos (que no amigos). Así, el 65% posee más de 100 contactos en su perfil personal. Esos contactos los describen como:

Ante este hecho somos muchos los que nos echamos las manos a la cabeza ¿un chaval de 14 años tiene más de 100 amigos? Evidentemente no. Pero un adulto tampoco. Debemos cambiar el modelo en que se entiende la palabra amigo en la Red. Son contactos, en ocasiones conocidos de conocidos. Y esto... ¿está bien? Ahí es donde viene la complicación. Y pienso ¿realmente conocemos a todos nuestros contactos de Facebook, por ejemplo? No, no a todos en persona. ¿Hemos hablado con ellos? Pues con algunos sí, con otros no... ¿Y por qué son nuestros "amigos"? Porque nos interesa profesionalmente, porque hablan de temas relevantes para nuestra vida, porque son amigos de amigos, porque hemos coincidido con ellos en un evento... y por supuesto, porque algunos son nuestros amigos. Entonces, ¿por qué nos asombra que lo hagan nuestros pequeños? ¿No deberíamos reflexionar primero nosotros y luego educarles a ellos? ¿No deberíamos enseñarles a guardar su privacidad en la Red como lo hacen, por ejemplo, con su diario (si es que todavía se tiene de eso)? En definitiva ¿no es mejor focalizar nuestra atención en la educación y no en el dato concreto? Es decir, que casi un 7% tenga contactos en sus perfiles de personas desconocidas... es preocupante según entendamos el concepto, pero lo que es importante es saber qué comparten en dichos perfiles y que puede ser visto por esos desconocidos. En definitiva, una vez que subes algo a Internet, ahí se queda. Aunque lo hayas compartido sólo con tus amigos cualquiera podría llegar a verlo, ese 7% de personas desconocidas de tu red social o el 100% de de la población internauta mundial. 


Y a partir de este hecho, llega una 2ª preocupación: establecer relación real con esos desconocidos. Un 8% (de ese 7%) llegó a quedar con desconocidos en la vida real y un 72% calificó la experiencia como positiva. ¿Y qué pasó con ese 28%? ¿Qué no era rubi@ y de ojos azules o que realmente la quedada declinó en un peligro concreto? Y volvemos a la invención de la rueda: si por la calle no me paro a hablar con cualquier persona que no conozco, porqué sí en Internet.


En el trabajo se habla de otro mitos sociales alrededor de la Red. ¿Afectan a los estudios? ¿Cambia sus hábitos de hacer deporte? ¿Se socializan menos? ¿Dejan de dormir? Señores, nuestros menores son capaces de combinar sus actividades y no por usar Tuenti o Facebook tienen un mayor índice de obesidad, por ejemplo, como pudimos escuchar hace poco en un evento de comunicación infantil. Otra cosa será que haya educarles en unos correctos hábitos horarios, pero igual que cuando nació la televisión nuestros padres lo hicieron.






Por otro lado, nuestros chavales, en casi un 60%, creen que por el uso de las redes está en peligro su privacidad ¿y no es mejor centrarnos entonces en que la cuiden?


En conclusión, volvemos a la idea de siempre y que todos debemos tener en cuenta (y los datos lo reflejan): EDUCAR, EDUCAR, EDUCAR. Prohibir no tiene sentido sin razones. Negar la realidad nunca ha sido un modelo educativo. Apostar por la permisividad total tampoco es el funcionamiento ideal para menores en edad formativa, pero la desconexión es una idea ajena a la vida actual.


Padres, docentes, adultos en general: investiguemos que hay en el mundo social. Probemos qué eso de las redes sociales. Dialoguemos con los adolescentes para conocer qué hacen, por qué y cómo. Eduquemos en el ejemplo y en los valores que creamos como personas.


Datos y gráficos extraídos de "Informe Generación 2.0 2010. Hábitos de los adolescentes en el uso de las redes sociales. Estudio comparativo entre Comunidades Autónomas. Adolfo Sánchez Burón Mª Poveda Fernández Martín Departamento de Psicología Universidad Camilo José Cela 
     Resumen Ejecutivo
     Noticia en UCJC

4 de julio de 2010

Impresiones chupeteras. Festival de Comunicación Infantil El Chupete

Los pasados 1 y 2 de julio pudimos vivir en Valencia la 6ª edición (cómo pasa el tiempo) de El Chupete, el 1er y único festival de publicidad infantil bajo la temática “Deporte, publicidad, comunicación y niños”.


En el programa se ha contado con cinco mesas redondas de gran importancia, ponentes de primer nivel y de diferentes sectores de la comunicación deportiva: anunciantes, deportistas, medios de comunicación, equipos deportivos... Con todo, quizá se echó en falta una mesa de agencias de comunicación para completar el círculo y comparar los mensajes "socialmente responsables" de clubes y anunciantes con el trabajo real en el ámbito comunicativo.

Sin lugar a dudas, los mejores debates se vivieron en la 2ª y 5ª mesa de la mano de marcas y canales donde pudimos vivir algunos argumentos ciertamente contundentes e incluso discutibles. Así, únicamente me centraré en dos de ellos:

1. El ordenador como culpable de la obesidad infantil y la falta de deporte.
Desde mi trabajo con padres y profesores en el área de educación en tecnología cada vez me indigna más la demonización de las TIC. ¿De qué estamos hablando señores? ¿Dónde queda la educación en el hogar y en la escuela? ¿Por qué siempre echamos balones fuera (y nunca mejor dicho)?

Es un argumento reiterado en los múltiples congresos y sesiones que hablan de la relación entre niños y tecnología... pero ¿es una reflexión "reflexionada? Señores, ¿alguien odia el coche porque nos movemos gracias a él de un modo pasivo? NO. ¿Por qué? Porque lo vemos como una revolución facilitadora de nuestro día a día, que nos permite ahorrar tiempo, viajar, trasladarnos con amigos y familia... Entonces ¿por qué culpar a la tecnología de todo lo que haga o deje de hacer un niño? ¿Acaso no es una oportunidad educativa, social y de ocio? Claro que tenemos retos, evidente. En los vehículos intentamos evitar la contaminación ambiental y sonora... igual deberíamos hacer lo mismo con Internet, los videojuegos, la televisión... eliminar todo aquello que contamine nuestra relación con ellas y sobre todo en lo que tiene que ver con nuestros pequeños.

Y para eso estamos los adultos. Para educar, plantear soluciones, dar opciones de ocio... La clave es mostrar el buen uso, pero no negarlo o evitarlo... eso sería más contraproducente sin duda, y animarles a priorizar sus actividades. En la vida hay tiempo para todo: jugar, leer, estudiar, hacer deporte, conectarse a Internet...

Lo que me da miedo de esta afirmación es que quienes la hacen son personalidades de relevancia comunicativa, y por lo tanto, gran poder de influencia, pero que no son verdaderos usuarios de la tecnología, y menos de los medios infantiles.

*lo más curioso que pudimos escuchar es que a los responsables de Looney Tunes España no les interesa entrar al mundo de Internet, y más concretamente al de las redes sociales, porque ahí no está su público. ¿?



2. La solución de los medios: crear contenidos infantiles.
En todo el festival se habló reiteradamente de los valores discutibles que a veces transmite el deporte a través de los medios de comunicación y sobre todo el fútbol. Y no puedo estar más de acuerdo empezando por el precio indiscriminados que se paga en los fichajes. Claramente los niños imitan lo que ven, pero también, y como pudimos hablar en petit comité, algunos de estos valores vienen otorgados por los propios padres que ven en sus hijos la oportunidad de lo que ellos no pudieron hacer (pero claramente esto es para otro post... y larguísimo).

La idea de que los contenidos deportivos en los medios no son los mejores para el mundo infantil y juvenil parece claramente real y trasladable a otros contenidos. Como los propios medios decían "lo que vende, vende"... e incluso llegaron a hablar de crear secciones propias para niños. Sí, genial, una gran idea... pero... ¿cómo hacemos para que los mismos niños a los que nos dirigimos en estas secciones no accedan al resto de contenidos? ¿De verdad hay que crear secciones propias y así hacer lo que deseemos en el resto de canales? Quizá la historia reiterada de los contenidos pase por crear información responsable más allá del público al que se dirija ya que el mundo actual es abierto y tanto niños como adultos compartimos contenidos.

En el fondo volvemos a la idea inicial... educar, dar ejemplo y sobre todo ante las normas de acceso a los medios de comunicación y a la tecnología explicar qué hacer y qué no, y no únicamente negar sin dar un por qué. A veces creemos que nuestros menores son unos entes que no saben de nada, influenciados por todo lo que les rodea sin remedio alguno, e ingenuos por naturaleza... pero... ¿no será que es un concepto adulto irreal? La educación implica conocimiento y por lo tanto actuamos sobre el que tienen tanto niños como adolescentes, así que pensemos en eso antes de verles como un lienzo en blanco.


Bueno chupeteros... y como El Chupete es un festival de comunicación... después de las reflexiones llegan los premios. La gala presentada por Daniel de la Cámara nos divirtió sobremanera... un humorista que no conocía y que amenizó enormemente la tarde valenciana del viernes.

Si vamos con los premios especiales resaltaré el otorgado por los adolescentes (14-16 años) a través de sus votaciones en Tuenti y directamente relacionado con este blog:
Título: GRAVEDAD CERO
Inscrito por: TIEMPO BBDO S.A.P.
Anunciante: PEPSICO
Agencia: TIEMPO BBDO S.A.P.




Por otro lado, el gran premio de cine y televisión fue para "Encuentro" de Coca-Cola:
Título: ENCUENTRO
Inscrito por: MCCANN ERICKSON MADRID
Anunciante: COCA-COLA
Agencia: MCCANN ERICKSON MADRID





Por supuesto, en un festival infantil no podían faltar premios para Bob Esponja, Dodot o Ben 10. Podéis ver todos los premiados en la web del Festival

Seguiremos chupeteando y reflexionando.